En la actualidad, la  FPSC trabaja por el desarrollo rural de los Territorios Palestinos, con la ejecución de un convenio cuatrienal financiado por la AECID. Este convenio se desarrolla en consorcio con Agricultural Relief Committee (PARC), una de las organizaciones palestinas más importantes en desarrollo rural e introducción de nuevas tecnologías para el fomento del desarrollo agrícola sostenible con una gran implantación en toda Cisjordania y Gaza, y con la que la FPSC comenzó a trabajar en 1999.

En el segundo año de ejecución del convenio, la FPSC junto a PARC han realizado actividades relacionadas con infraestructuras, que incluyen recuperación de terrenos para uso agrícola (construcción de terrazas) y construcción de caminos agrícolas y líneas de riego en las zonas de Qalquiliah y Tulkarem.

Para comprobar la buena marcha del proyecto, el pasado 12 de abril el coordinador general de la Cooperación Española en Palestina, Javier Goizueta Figar, personal de la Oficina Técnica de Cooperación y una delegación de la FPSC visitaron las regiones donde se han desarrollado las actividades: Azoun, Al Nabi Elias, Izbat Salman y Al Madour.

La visita comenzó con un encuentro en el ayuntamiento de la localidad de Azoun con representantes de la comunidad local y beneficiaros, entre ellos, cooperativas de mujeres que son beneficiarias directas de este convenio.

La delegación visitó también en Azoun el emplazamiento de la fábrica de compostaje que se está comenzando a construir y que será una de las actividades más destacables de este convenio por la gran demanda que genera el compost, así como la construcción de los caminos rurales, que en total ha sido de 1,5 km.

Asimismo, la comitiva pudo ver el resultado de las actividades de recuperación de tierras y construcción de terrazas agrícolas de 300 dunams realizadas en Al Nabi Elias, y la instalación de 16 km de redes de riego en Izbat Salman y Al Madour.

Estas actividades serán los cimientos para emprender las actividades de marketing y venta de la producción agrícola con el fin de incrementar los ingresos de los beneficiarios, que se estima en 2.000 personas.