El XI Encuentro Iberoamericano de la Sociedad Civil: “Un cambio necesario” organizado por la AEF, patrocinado por la Fundación ONCE, y que contó con la colaboración de la Fundación Bertelsmann, Fundación Ramón Areces, Fundación Botín, Fundación Telefónica, Fundación Ignacio Larramendi, Fundación SM, Fundación CSEV (Centro Superior para la Enseñanza Virtual), Fundación Repsol, Fundación Mapfre y Fundación Adecco, se celebró durante los días quince y dieciséis de octubre, en el Palacio de los Duques de Pastrana (Paseo de la Habana, 208, Madrid).

 

 

En representación de la FPSC  y de la Red de ONG para el Desarrollo de los Países Iberoamericanos (REDI) asistió Dª Teresa María Pérez Payán, Vicepresidenta de la Fundación y Secretaria General de la REDI, junto con  representantes de fundaciones, asociaciones y organizaciones españolas y latinoamericanas.

 

El objetivo principal del encuentro era el de impulsar y fortalecer el papel de la sociedad civil.

Se vertieron reflexiones sobre ideas como el fortalecimiento de la Sociedad Civil, el ámbito público, el Tercer Sector en la economía, la ciudadanía en sus múltiples dimensiones, la innovación social o el empleo.

Se analizaron en diferentes mesas redondas cuestiones como la educación como clave de desarrollo, la cultura como eje dinamizador de la sociedad, el tema del empleo, el emprendimiento y los emprendedores, los nuevos actores y formas de incidencia social y política o la importancia del fortalecimiento, la transparencia, la sostenibilidad y la visibilidad de las ONG.

Según el presidente de la Asociación Española de Fundaciones (AEF), Javier Nadal, existen las mismas preocupaciones sociales ahora que hace 20 años, las cuales se han movido en un ambiente de constantes problemas y dentro de un entorno muy cambiante. Para él, “tenemos que crear nuevas fórmulas para abordar esta realidad y es la sociedad civil la que debe tener ese papel y la que debe crear las bases para afrontar todo el entramado político y económico”.

La FPSC trabaja con la convicción de que la Educación es motor de desarrollo para el cambio, idea que se trató de forma central en el encuentro, así,  el secretario general de la Organización de Estados Iberoamericanos (OEI), Álvaro Marchesi, abordó el tema de la educación como una prioridad para el desarrollo y la cooperación, y se mostró optimista en cuanto al futuro de la educación en Iberoamérica afirmando que esas expectativas son un factor de progreso.

El director del Centro de Altos Estudios Universitarios de la Organización de Estados Iberoamericanos para la Educación, la Ciencia y la Cultura (OEI), Alejandro Tiana afirmó que existe el desafío de la expansión educativa, ya que los países han aumentado el nivel educativo de su población, incrementando el número promedio de años de escolarización; y, en este sentido, según añadió, el gran desafío actual para muchos países consiste en la generalización de la educación secundaria inferior y la expansión de la secundaria superior y terciara. Por lo que, para él, “el gran desafío es la educación secundaria”.

Más información en http://encuentroiberoamericanosc.org/