Tras largas negociaciones políticas, la Fundación René Moawad (FRM), uno de los tres socios que la FPSC tiene en el Sur el Líbano para la implementación de actividades de desarrollo agropecuario, ha obtenido de la municipalidad de Khiam el permiso necesario para la rehabilitación y puesta en marcha del centro lechero de esta población.

Este centro, propiedad del Ministerio de Agricultura libanés, nunca ha estado en funcionamiento y se encuentra en un estado aceptable de conservación. Para poderlo rehabilitar y utilizar, la FRM ha necesitado obtener el permiso del ayuntamiento de Khiam, localidad del Sur del Líbano muy sensible a nivel político.

La FRM licitó el contrato para la rehabilitación del Centro de Recolección de Leche en octubre de 2010 y seleccionó a la empresa ganadora en diciembre. Pero las obras no podían comenzar hasta firmarse la autorización de la Municipalidad de Khiam, en enero de 2011. Desde que se ha obtenido esta autorización, se espera que las obras estén finalizadas en un plazo de tres meses.

También se ha procedido a la selección de 2 técnicos para el laboratorio de calidad de la leche, Rami Abdallah y Mohammad Wehbe, ambos de Khiam, que están siguiendo un proceso de formación intensivo en el Centro de FRM en Zgharta, y en las diferentes unidades de producción y uso del Centro de Leche de Khiam.

Por lo que respecta a la comercialización de la leche, ya existe un acuerdo con las cooperativas del sur consistente en suministrar 4 toneladas de leche al día a la empresa libanesa Taanayel, si bien dicho acuerdo se ha aplazado hasta la puesta en funcionamiento del Centro.

El proyecto cuenta con el apoyo del Ministerio de Agricultura libanés, quien cederá un camión cisterna desde el momento en que se ponga en funcionamiento el Centro de Leche. Esta intervención en el sector lácteo es sólo uno de los componentes del Convenio de apoyo a la mejora de la capacidad productiva del sector agropecuario del Sur del Líbano, financiado por la AECID. La FRM desarrolla también actividades en el sector olivarero, mientras que los otros socios, Arcenciel (AeC) y Association pour le Développement Rural (ADR), llevan a cabo actividades de diversificación productiva, irrigación de la tierra, cultivo de plantas medicinales, agricultura ecológica y sostenible o desarrollo del tejido empresarial a través de microcréditos a agricultores.