Se ha finalizado la construcción del Centro para personas discapacitadas Nuestra Señora de la Paz, del Patriarcado Latino de Jerusalén en Jordania. Se trata de la primera fase de un proyecto de la FPSC, financiado por la Fundación Reina Sofía, que en sus posteriores etapas contempla, además, la compra de los equipos y materiales terapéuticos y la financiación del coste de personal del centro durante un año.

El proyecto, iniciado en noviembre de 2008 y cuya finalización está prevista en noviembre de 2011, se encuentra actualmente en un momento importante, al haberse abierto las puertas del Centro hace un mes escaso, concretamente el 20 de abril, tras la contratación y un período de formación, en el Centro de Nuestra Señora de la Paz en Ammán, del personal del centro.

En las próximas semanas, a través de anuncios en periódicos y en lugares concretos de Aqaba y alrededores, se espera recibir a un creciente número de pacientes con discapacidad física o psíquica que podrán acceder a servicios especializados como fisioterapia, logopedia y terapia ocupacional, especialmente diseñados para ellos.